La parábola del banquete celestial

Muchos cristianos conocen el hecho que Jesús hablaba por parábolas (Mt 13:10-11), la razón es que habían secretos que solo algunos podrían conocer, es por tal motivo que el plan de Dios es perfecto y hecho para ser revelado solo a los bienaventurados escogidos por Dios…

Entre muchas parábolas que se escribieron en la Biblia, esta la “parábola de la fiesta de bodas” (Mt 22:1-14); hay que destacar que en está parábola un rey hizo fiesta de bodas a su hijo pero en ningún momento se mencionó a la novia del banquete, existe una razón muy importante en este asunto por lo que debemos descubrirlo ya que Jesús enseñó que esta parábola contiene una verdad importante para entrar al reino de los cielos.

Primero veamos, ¿Quienes son los protagonistas de esta parábola?, ¿Cuando es el tiempo en que debe cumplirse? y ¿Cuál es el propósito de esta parábola?

La biblia llama bienaventurados los invitados al banquete de bodas…

Apocalipsis 19:9 “Y el ángel me dijo: Escribe:Bienaventurados los que son llamados a la cena de las bodas del Cordero.(…)”

¿Cuándo aparece la novia?

Apocalipsis 19:6-8 “(…) Gocémonos  y alegrémonos y démosle gloria; porque han llegado las bodas del cordero y su esposa se ha preparado. Y a ella se le ha concedido que se vista de lino fino, limpio y  resplandeciente; porque el lino fino es las acciones justas de los santos”.

El libro de apocalipsis es un libro profético que se escribió por el Apóstol Juan en el año 96 d.C; por lo que podemos comprender que Las bodas del Cordero tendrán lugar en la segunda venida de Jesús ya que este libro se escribió para el futuro, después de la ascensión de Jesús en su primera venida.

¿Quién es la novia del banquete?

Apocalipsis 21:9-10 ” Vino entonces a mí uno de los siete ángeles que tenían las siete copas llenas de las sietes plagas postreras, y habló conmigo, diciendo-. Ven acá, yo te mostraré la desposada, la esposa del Cordero. Y me llevó en el Espíritu a un monte grande y alto, y me mostró la gran ciudad santa de Jerusalén, que descendía del cielo, de Dios”.

Gálatas 4:26 “Mas la Jerusalén de arriba, la cual es madre de todos nosotros, es libre”.

El misterio que esta parábola nos enseña es incalculable, ya que podemos ver que no solo tenemos a Dios Padre, sino que también tenemos a Dios Madre; un secreto que jamás podríamos haber descubierto sin que Él mismo Dios nos lo revelara, es la razón de tan grande amor de Dios por nosotros…

¿Con que propósito aparece la Esposa, Nuestra Madre?

Dios creó todo con una voluntad (Ap 4:9-11), y Dios nos hizo una promesa, la vida eterna (1 Jn 2:25), entonces, ¿ por medio de quién es dada esta promesa ?

Apocalipsis 22:17 ” Y el Espíritu y la Esposa dicen: Ven. Y el que oye, diga: Ven. Y el que tiene sed, venga; y el que quiera, tome del agua de la vida gratuitamente”.

Así como en esta tierra la voluntad de dar vida física fue dada a las madres, esto tenía la voluntad de Dios para mostrar que también la vida eterna sería entregada por Nuestra Madre Celestial en la última época donde se cumpliría la parábola del “Banquete Celestial”, esta es la razón que Jesús mismo prometiera la vida eterna en los postreros días (Jn 6: 40;54) ,  y que aún los antepasados esperaron esta promesa.

Hebreos 11:38-40″ de los cuales el mundo no era digno; errando por los desiertos, por los montes, por las cuevas y por las cavernas de la tierra.Y todos éstos, aunque alcanzaron buen testimonio mediante la fe, no recibieron lo prometido; proveyendo Dios alguna cosa mejor para nosotros, para que no fuesen ellos perfeccionados aparte de nosotros”.

Estamos en la época donde aparecen los Salvadores que todos los antepasados esperaron con gran ilusión, somos los más benditos donde todas las profecías y parábolas se han cumplido, solo nos queda recibir a Nuestra Madre del Cielo para obtener la Vida eterna que Dios ha dejado con su gran sacrifico para nosotros; no despreciemos la única oportunidad la llamada de vida; sino creamos y estudiemos fielmente para nuestra salvación que depende de reconocer a Dios como nunca antes se había mostrado, DIOS MADRE, reciba la vida eterna…

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público.